23 febrero 2010

Oración Tibetana

Si no hay fruta,
vale la belleza de las flores.

Si no hay flores,
vale la sombra de las hojas.

Si no hay hojas
vale la intención de la semilla.

11 comentarios:

Alma dijo...

El sentido del Gran Juego Cósmico, tiene un sentido, según el plan perfecto de Dios.


Sigo Tú rastro
y por eso Te hallo
aunque no hubiesen
ni hojas, ni semillas,
ni flores, ni tallos.
Me encuentro ante Tí
en todo lo creado,
desde la sombra
de Tú intención,
bien vale
todo lo hallado.


Gracias por este instante. Besitos.

Cris dijo...

y... si no hay semilla, vale la intención del pensamiento de que algo bello germine ;-) todo tiene esa parte positiva que nos ayuda a entender mejor todo, preciosa oración Adonai! un abrazo!

Yahaira Valverde dijo...

Me gusto mucho la oración. QUé bueno encontrarte.

Gracias por regalarnos algo tan bello.

Muchos abrazos Adonai, cuídate mucho.

Olga i Carles dijo...

Bello poema.
Para reflexionar a través de esas intensas palabras.

Gracias.

Adonai dijo...

Gracias por vuestros comentarios, son parte de la oración.

Alma, es cierto que todo nos lleva a Él y todo merece la pena. Cuando se vive así la vida tiene otro sentido. Preciosa oración tu comentario. Besitos...

Cris, es verdad que siempre hay algo, y la intención es una de las cosas mas poderosas aun siendo invisible, llega... Se que me comprendes, ¿a que sí? Un abrazo muy fuerte para ti...

Yahaira, me alegro que te gustara, a mi me llegó mucho por su sencillez y belleza. La alegria del encuentro es mutua, y me cuidaré, sí, como me gustaría que todos y cada uno nos cuidasemos, de verdad, pues somos valiosos. Abrazos para ti y tu creatividad...

Olga y Carles, a veces unas pocas palabras invitan a una gran reflexion, es cierto. Agradezco vuestra visita y voy a ver por donde andáis. Sed siempre bienvenidos. Un abrazo...

Adonai dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Jayja para tí... dijo...

Yo sólo, vengo...voy...llegó...siento
yo sólo amo... con infinito amor
cada cosa hermosa que siente mi alma
porque cada cosa hermosa que hace nacer un latido de ella
me dice que es "vida"
no hay colores suficiente en el arcoiris y mira que es bello!
para describir la belleza del corazón...
alcanza, infinitos matices
todos en pos de la esencia
de la respiración
del aire...
del cielo
y allí, infinitamente
no sé donde, mi alma se funde con el Universo
y me siento en paz...
un abrazo fuerte, amigo mio.

Alma dijo...

feliz primavera, y que vivas florecida durante todo el tiempo.

Besitos de dragón primaverales.

Ahhhh!!! cuidado con las pompas, me ha traido una , ja ja ja la brisa.

Jayja para tí... dijo...

A ver empezaré así...para no mentir, rídicula como pueden muchos pensar que soy de esos los que pasan a mi lado a veces y no me conocen el corazón, escribiendo aquí, leyéndolos aquí, con el rostro lleno de lágrimas por la emoción de la vida, de las cosas que guardamos dentro, como una cosa que ni nosotros mismos podemos definir, pero si sentir, y aquí, en este blog mio, en estas ondas cibérneticas, que son dirigidas por mis dedos ahora, que son dirigidas por mi alma, recibo y llego a cada uno de ustedes, algunos con una foto, algunos con una flor, con un animado, que sé yo, al pasar el tiempo he visto que lo único que importa es esa fibra que nos une, que todos conocemos, a través de estos blogs,poe eso cada vez que me emociono de esta manera por ustedes, pienso en ella, Maria Amelia, la abuela bloguera de 95 años que se convirtió en mi abuela española a través de estas emociones, a la cuál agradezco como nieta heredera este inmenso tesoro.

Qué hace falta para amar, me pregunto muchas veces? Y la respuesta es una sola, amar...

Por eso, claro que saben que los amo, así ridículamente a cada uno de los que con el tiempo se han hecho parte de mi vida, unos más unos menos, por el tiempo, la química, porque a decir verdad sentimos más afinidad por unos, o admiramos más a unos o sentimos que hemos estado ahí más veces cerca de unos, en otros siglos, en otras vidas, en otros tiempos con la misma alma, que va envejeciendo en sabiduría...gracias por estar ahí, por existir, antes ahora y en el futuro, no importa si no vienen por falta de tiempo o desgano a veces, igual me pasa a mí lo que importa, verdaderamente es que tenemos un alma que sabe amar y que en cada cosa que dejamos aquí nos entregamos el alma...

M@R dijo...

SIEMPRE HABRA SI LA FE ESTA EN EL CORAZON,,,
Y SIEMPRE VENDRE ASI LA DISTANCIA ESTE PRESENTE,,,
YO AQUI DEJANDOTE MIS SALUDOS Y ABRAZOS, Y PIDIENDO A MI DIOS AMOR, SALUD Y PROSPERIDAD PA VOS,,,
DTB,,,

Yahaira Valverde dijo...

Es muy bonito el poema, me lo llevo y lo pongo en mi blog. Gracias por seguir esparciendo el amor a través de estas semillas.

Muchos saludos Adonai, que tengas una linda semana.